Lesiones articulares

Lesiones articulares

Lesiones articulares deportivas

Las lesiones articulares se tratan de las más frecuentes a la hora de la práctica deportiva. Es muy normal que con el contacto o la repetición de ciertos movimientos a la hora de entrenar se produzcan lesiones articulares. Las más frecuentes son:

Esguince de tobillo

Resulta del desplazamiento excesivo hacia dentro o hacia afuera del pie, provocando una o rotura de los ligamentos que dan estabilidad a la articulación del tobillo, provocando una inflamación en la zona.

Los principales signos y síntomas que se manifiestan en estas lesiones son el dolor agudo, el edema, la inflamación y la posible presencia de un hematoma en la zona. Se diagnostica tras exploración clínica y radiológica para descartar posibles lesiones óseas.

Existen diferentes tipos de esguince según la gravedad de la lesión: Grado I y II Grado III.

Tratamiento:

1- Grado I y Grado II

  • Reposo, aplicación de hielo sobre la zona afectada y compresión del tobillo.
  • Inmovilización de la zona con una férula o similar (durante 2 semanas).
  • Fisioterapia -recuperación de la movilidad del tobillo con ejercicios de fuerza, elasticidad y movimientos progresivos.

2- Grado III

  • Conservador: Inmovilización de la zona con férula o similar, pudiendo apoyar el pie o no durante 6 semanas. Después seguirá tratamiento fisioterápico.
  • Cirugía: Consiste en la simple sutura de los ligamentos afectados, ya sea por una sutura primaria o por una acompañada por refuerzos locales.

Si quieres saber más visita nuestro artículo sobre el esguince de tobillo.

Luxación Acromioclavicular

Se refiere a una lesión con separación de la clavícula del omóplato (la escápula).

Las lesiones de esta articulación se clasifican desde el I hasta el VI, dependiendo de la cantidad de daño de ligamento y de la separación resultante de la articulación.

Una luxación de la articulación acromioclavicular altera la función del hombro.

Los pacientes presentan hipersensibilidad e inflamación en la parte superior del hombro.

Se diagnostica tras la exploración física y radiológica.

Tratamiento:

  • Reducción cerrada con aplicación de un cabestrillo o un arnés.
  • Fisioterapia.
  • Cirugía: Reducción abierta y fijación interna en los grados IV, V y VI.

Si quieres más información sobre esta lesión puedes visitar nuestra página de luxación de hombro.

 

Bursitis

Es una inflamación de la bursa, que es una pequeña bolsa que evita la fricción de los huesos de las articulaciones con las zonas blandas. Si quieres saber más sobre esta lesión visita el artículo de nuestro blog sobre la bursitis.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
Abrir el chat