Bursitis del tendón de Aquiles: causas, síntomas y tratamiento

Bursitis del tendón de Aquiles
Clínica Martín Gómez - Traumatólogos
Clínica Martín Gómez - Traumatólogos

Clínica de traumatología en Granada

La bursitis del tendón de Aquiles es una afección dolorosa que afecta la parte posterior del tobillo, específicamente la zona donde el tendón de Aquiles se une al hueso del talón. Esta afección, aunque común, puede ser incapacitante si no se trata adecuadamente. Comprender sus causas, síntomas y opciones de tratamiento es crucial para abordarla de manera efectiva y prevenir complicaciones.

Causas

La bursitis del tendón de Aquiles puede ser el resultado de una serie de factores, que incluyen:

  1. Sobrecarga o uso excesivo: Actividades que implican correr, saltar o cambios bruscos de dirección pueden ejercer presión sobre el tendón de Aquiles y la bursa, provocando irritación e inflamación.
  2. Calzado inadecuado: El uso de zapatos que no proporcionan un buen soporte o que ejercen presión excesiva sobre el talón puede aumentar el riesgo de desarrollar bursitis del tendón de Aquiles.
  3. Lesiones agudas: Un traumatismo repentino o una lesión directa en el área del tendón de Aquiles pueden desencadenar la inflamación de la bursa.
  4. Anomalías biomecánicas: Problemas como la pronación excesiva o la tensión muscular desequilibrada pueden aumentar la carga sobre el tendón de Aquiles y contribuir al desarrollo de la bursitis.
  5. Condiciones médicas subyacentes: La artritis, la gota y otras enfermedades inflamatorias pueden aumentar el riesgo de desarrollar bursitis en diversas articulaciones, incluido el tendón de Aquiles.

Síntomas

Los síntomas de la bursitis del tendón de Aquiles pueden variar en severidad, pero comúnmente incluyen:

  • Dolor en la parte posterior del tobillo, especialmente durante la actividad física o al presionar la zona afectada.
  • Sensibilidad e hinchazón alrededor del tendón de Aquiles.
  • Rigidez matutina en el tobillo.
  • Dificultad para caminar o realizar actividades que requieran flexión del tobillo.

En casos graves, la bursitis del tendón de Aquiles puede provocar una acumulación de líquido en la bursa, conocida como bursitis séptica, que requiere tratamiento médico urgente.

Tratamiento

El tratamiento de la bursitis del tendón de Aquiles generalmente se enfoca en aliviar el dolor, reducir la inflamación y prevenir la recurrencia. Las opciones de tratamiento pueden incluir:

  1. Descanso y modificación de actividades: Evitar actividades que agraven los síntomas, como correr o saltar, puede ayudar a permitir que la bursa se cure.
  2. Aplicación de hielo: Aplicar hielo en el área afectada puede reducir la inflamación y aliviar el dolor. Se recomienda aplicar hielo durante 15-20 minutos varias veces al día.
  3. Medicamentos antiinflamatorios: Los medicamentos antiinflamatorios no esteroides (AINE), como el ibuprofeno o el naproxeno, pueden ayudar a reducir el dolor y la inflamación.
  4. Terapia física: Ejercicios de estiramiento y fortalecimiento dirigidos pueden ayudar a mejorar la flexibilidad y la fuerza del tendón de Aquiles, reduciendo así el riesgo de recurrencia.
  5. Soporte adecuado del calzado: Usar zapatos con buen soporte para el arco y el talón puede ayudar a reducir la presión sobre el tendón de Aquiles y promover una mejor biomecánica del pie.

En casos graves o persistentes de bursitis, puede ser necesaria la intervención médica, que puede incluir inyecciones de corticosteroides en la bursa para reducir la inflamación o, en casos extremos y raros, la cirugía para extirpar la bursa inflamada.

En conclusión, la bursitis del tendón de Aquiles es una afección dolorosa pero tratable que puede afectar la movilidad y la calidad de vida. Con un diagnóstico temprano y un tratamiento adecuado, la mayoría de las personas pueden recuperarse por completo y volver a sus actividades normales. Sin embargo, es importante buscar atención médica si experimenta síntomas de bursitis del tendón de Aquiles para recibir un diagnóstico preciso y un plan de tratamiento personalizado.

Resumen
Bursitis del tendón de Aquiles: causas, síntomas y tratamiento
Título
Bursitis del tendón de Aquiles: causas, síntomas y tratamiento
Descripción
La bursitis del tendón de Aquiles es la inflamación de la bolsa sinovial localizada entre la piel posterior del talón y el tendón de Aquiles
Autor
Editor
Clínica Martín Gómez Traumatólogos
Logo
¿Te ha gustado el artículo? ¡Compártelo en redes!

También te puede interesar

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies