Por qué da el dolor de huesos

Clinica Martin GomezGeneral

dolor de huesos

El dolor de huesos puede se un síntoma de algún trastornos ósea de cierta gravedad. El dolor puede ir desde leve a grave, de agudo y corta duración a crónico y larga evolución o localizado en una parte concreta o un dolor generalizado. A continuación, vamos a ver cuáles son las posibles causas.

Algunas consideraciones previas

El dolor óseo es menos frecuente que el dolor articular o el dolor muscular. La causa del dolor de huesos puede ser clara, como por ejemplo por una fractura después de un golpe en un accidente. Otras causas puede ser bastante más graves y menos obvias, como el cáncer que se disemina al hueso.

Causas del dolor de huesos

El dolor esquelético es habitualmente profundo, penetrante o sordo. Por lo general, es el resultado de un traumatismo. Otras causas menos frecuentes son la infección ósea (osteomielitis), los trastornos endocrinológicos y los tumores. Este dolor puede representar muchas cosas y conviene ser explorado por el doctor. Veamos las posibles enfermedades que causan dolor de huesos.

Artralgia

Se trata de una patología de los huesos, que se caracteriza por el intenso dolor en las articulaciones. Muchas veces suele confundirse con la artritis, pero ésta segunda se basa en una inflamación articular, mientras que la artralgia consiste en el dolor de las mismas. En este caso, se trata de un dolor intenso que, a la vez, podría ser consecuencia de otra enfermedad.

Cáncer de hueso

Según la Sociedad Americana contra el Cáncer, uno de los síntomas comunes del cáncer de hueso es el dolor en el hueso afectado. Al principio, el dolor no es constante. Puede llegar a ser peor por la noche o cuando se usa el hueso, por ejemplo, dolor en la pierna al caminar. A medida que crece el cáncer, el dolor será más constante.

Fibromialgia

La Sociedad Española de Reumatología (SER) especifica que una de las manifestaciones clínicas más frecuentes de la fibromialgia es el dolor muscular, que suele aparecer de forma crónica y prolongarse durante más de tres meses. Este dolor afecta a muchas partes distintas del cuerpo y surge por estímulos no dolorosos y provocarse un dolor mayor de lo normal en relación al estímulo doloroso.

Osteoporosis

La osteoporosis es un trastorno que hace que los huesos se debiliten y sean propensos a fracturarse. Uno de los síntomas es el dolor de huesos. Aunque al inicio son pocos los síntomas, conforme pasa el tiempo se va encorvando la postura y aparecen las fracturas óseas.

Osteoartritis

Cuando se habla de osteoartritis se refiere a un trastorno en las articulaciones que se caracteriza por el deterioro del cartílago de éstas. Ello puede ir acompañado de dolor en huesos. Hay que señalar que las personas con diabetes de tipo 2 tienen un mayor riesgo de padecer osteoartritis, muy posiblemente debido a la obesidad. Otros síntomas, además del dolor articular, es la hinchazón y la rigidez, pérdida de flexibilidad o movimiento de las articulaciones.

Artrosis

El dolor es la manifestación más importante de la artrosis. Sin embargo, no existe todavía una explicación específica para contestar a la pregunta de por qué duele. Normalmente es un dolor que aparece con el ejercicio o con el movimiento de pesos y que mejora tras el descanso.

La artrosis es un proceso degenerativo de desgaste del cartílago, que afecta sobre todo a las articulaciones que soportan más peso, o que tienen exceso de movimiento, como por ejemplo las caderas, las rodillas o las manos. Generalmente se vincula con el envejecimiento de las articulaciones, ligado al paso del tiempo, ya que las articulaciones se desgastan durante los años y existe una menor capacidad de recuperación de los tejidos al aumentar la edad.

Sin embargo, aunque la artrosis se ha asociado al envejecimiento, existen otros factores de riesgo para padecer esta enfermedad. La obesidad predispone a la artrosis en las caderas y rodillas ya que el sobrepeso acaba dañando la articulación. Incluso las malas posturas a la larga pueden provocar el desgaste de las articulaciones, por ejemplo una pierna torcida, o una pierna más larga que otra.

El exceso de uso se convierte en otro factor de riesgo e incluso puede desarrollar la artrosis temprana o en lugares poco frecuentes como el hombro en jugadores de balonmano, rodillas en futbolistas, o el codo en trabajadores que utilizan martillos u otras herramientas pesadas.

Cuándo ir a un especialista médico

Tome en serio cualquier dolor o sensibilidad en los huesos. Consulte a un profesional médico si tiene algún dolor inexplicable en los huesos.

Resumen
Por qué da el dolor de huesos
Título
Por qué da el dolor de huesos
Descripción
Hay personas que son muy propensas al dolor de huesos, especialmente con el cambio de tiempo. Os contamos cuáles son los motivos y qué podemos hacer
Autor