Estudio de la pisada y lesiones deportivas

Clinica Martin GomezLesión deportiva, Pie

estudio de la pisada

Cada vez hay más personas que se suma a la moda del running. Como cualquier ejercicio aeróbico tiene unos beneficios para la salud, al activar el sistema cardiovascular, quemar calorías, mantener a raya el colesterol, la diabetes o la hipertensión arterial. Sin embargo, también puede perjudicar a quien lo practica sin ningún tipo de control, por ejemplo, es dañino para las articulaciones. Así que si queremos evitar algunas de las lesiones deportivas más frecuentes, en primer lugar hay que aprender a correr. En segundo lugar, debemos saber cómo pisamos, para mejorar dicha pisada y elegir el calzado que mejor nos venga. Por ello es tan importante hacer un estudio de la pisada.

Gracias a los nuevos avances tecnológicos podemos mejorar nuestra forma de andar y correr y, de esta forma, prevenir lesiones que pueden aparecer. El estudio del pie sirve para determinar cuál es nuestro tipo de pisada (pronador, supinador o neutro), y si es necesario emplear unas plantillas personalizadas.

Qué es el estudio de la pisada

El estudio de la huella del pie más sencillo es la que hace en la mayoría de las tiendas de ropa. Estas pruebas las hacen los mismos vendedores, por lo que no forman parte del personal especializado ni sanitario, y no se trata de un estudio adecuado si queremos que realmente sea fiable.

Mucho mejor es el estudio biomecánico de la pisada, que consiste en analizar el pie tanto en posición estática como en movimiento, y analizar si el movimiento afecta a rodilla, cadera y espalda. Por lo tanto, el estudio busca evitar o reducir ciertos problemas médicos, como esguinces, tendinitis o sobrecargas musculares.

El estudio biomecánico cuenta con diferentes fases. En primer lugar, hacer una exploración articular y muscular con el paciente tumbado en la camilla. El objetivo es ver cómo es el estado físico del paciente de una manera rápida. Después se emplea una plataforma de presiones para ver dos aspectos:

  • Análisis estático de la postura y de la huella del pie. El paciente permanecerá de pie durante unos segundos encima de una plataforma que está conectada a un ordenador. Dicha plataforma hará un escaneado y lectura del pie y así se conocerá el reparto del peso del cuerpo en cada uno de los pies.
  • Análisis dinámico de la postura y de la huella del pie. El paciente deberá caminar y correr encima de la plataforma de presiones. Toda la información será registrada por el especialista.

Una última parte es el análisis cinemático del movimiento gracias a una serie de marcadores que se colocan en los pies y piernas, y que ofrecen un estudio tridimensional de la pisada. Con toda esta información, se valorará si es necesaria alguna corrección para evitar lesiones.

Tipos de pisada

La pisada de cada persona es casi como una huella dactilar para un especialista. Aunque cada uno pisa de una manera diferente, los expertos han agrupado los tipos de pisadas en tres grupos: pronador, supinador y neutro.

Pronador

La mayoría de los corredores tiene un pie pronador, aunque es por un efecto fisiológico que hace el pie para adaptarse a los distintos tipos de terreno y evitar lesiones. Tanto el tobillo como el pie actúan como amortiguadores, dando seguridad a la pisada. La pronación hace que el pie se incline hacia su zona interna en el momento de caminar. El problema que puede surgir es cuando dicha inclinación es superior a lo que se estima como normal, conocido como sobrepronación o pie plano. Es en ese momento cuando un especialista debe valorar la necesidad de usar una plantilla correctora.

Supinador

El pie supinador realiza el efecto contrario, es decir, no hace ese giro hacia el interior para salvar obstáculos del terreno, por lo que el pie apoya por su parte externa. El porcentaje de personas que tienen un pie supinador es muy bajo, y se estima que tan sólo el 10% de las personas lo tienen.

Neutro

Por último, el pie neutro, también llamado pie universal o pie normal, es aquel que no suele ejercer movimiento ni hacia dentro ni hacia fuera cuando pisa. Cuando una persona tiene un pie neutro, camina como si tuviera un desplazamiento lineal, ya que tanto el primer impacto al pisar, como el segundo de apoyo, se hacen en una especie de línea recta virtual.

Cómo influye la pisada en las lesiones deportivas

Correr es una actividad física que puede traer algunos problemas que debemos prevenir y controlar para evitar consecuencias más graves. En nuestra clínica siempre aconsejamos  acudir a un especialista para que pueda asesorar sobre cómo prevenir las lesiones.

Correr es un deporte de impacto, donde no solo las articulaciones son las que sufren. Lo primero que se debe hacer, es ponerse en manos de un experto y comprobar cuál es el tipo de pisada que tenemos. El podólogo deportivo, con los resultados de las pruebas, tratará de corregir, si es necesario, todos los problemas que detecte.

Las horas de entrenamiento pueden llegar a ser muchas, y es necesario hacerlo correctamente para prevenir cualquier lesión. En Martín Gomez Traumatólogos somos especialistas en podología deportiva, si la forma de pisar es importante en cualquier paciente, todavía lo es más en un deportista, ya que la intensidad y el número de pasos que realiza es mucho mayor.

Dónde hacerse un estudio de la pisada

El hecho de tener lesiones asociadas a nuestra forma de pisar, o realizar un deporte de manera regular que implique correr, son dos de las razones principales para que sea recomendable hacerse un estudio biomecánico de la manera que realizamos la pisada.

Hay centros especializados en estos estudios pero en la clínica Martín Gómez Traumatólogos de Granada podrás encontrar especialistas formados en el tema y te podrán aconsejar sobre unas plantillas individualizadas si fuera necesario. Si tienes lesiones crónicas y no sabes a que se deben, no dudes en hacer un estudio del pie.

Resumen
Estudio de la pisada y rendimiento deportivo
Título
Estudio de la pisada y rendimiento deportivo
Descripción
Muchas de las lesiones deportivas se deben a la forma que tiene el pie. Para ello, es importante realizar un estudio de la pisada
Autor
Editor
Braun Marketing & Consulting
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 4,33 de 5)
Cargando…